QUINTO PILAR

Recuperar nuestros Valores y Tradiciones

Pilar de carácter filosófico

La Ética en los asuntos públicos y en la función pública es tan simple de expresar que a muchos les podrá sorprender: El Bien Común debe primar siempre por encima de los egoísmos individuales y sectoriales. En verdad, es sólo cuestión de aplicarlo en la práctica y colocar correctamente el conjunto de prioridades por el que se ha de organizar la Sociedad, para que prevalezca en el ámbito público un alto nivel ético.

Actualmente...

El ordenamiento jerárquico de Poder entre los distintos ámbitos de la vida colectiva se ha trastocado de manera perversa, impidiendo el Bienestar de los Pueblos. Este ordenamiento es el siguiente:

Proyectamos...

El Proyecto Nacional Argentino se basa sobre una escala de prioridades valorativas que tienen, entre otros objetivos, lograr que la Economía se ponga al servicio del Hombre y no al servicio del dinero como ocurre en la actualidad:

la "economía virtual" del dinero, la especulación y la usura rige sobre la Economía Real del Trabajo y la Producción, condicionándola y desvirtuando su correcto funcionamiento según las necesidades del Bien Común popular.

financia desde el ámbito de las empresas, bancos, las organizaciones privadas y las organizaciones delictivas, a la política que rige sobre el Estado. De esta manera se desvirtúa la Democracia.

queda controlada por intereses privados y sectoriales haciendo que imponga distorsiones y destrucción sobre la Cultura y la Educación. El viejo pan y circo potenciado a través de la tecnología de las comunicaciones y la informática.

Lo que hoy se entiende por "cultura popular" queda mayormente divorciado de toda sensibilidad hacia lo Trascendente y promueve todo lo contrario a Valores Éticos, tanto en lo privado como en el ámbito público.

el dinero y la moneda (valores virtuales abstractos) han de estar al servicio de la Economía Real de la Producción, el Trabajo y los bienes.

Las actividades económicas podrán desarrollarse y expandirse en total libertad, a condición de que no vulneren el Bien Común y el Interés Nacional, siendo función obligatoria del estado velar por que ambos prevalezcan.

El modelo político diseñado y ejecutado desde el Estado debe enraizarse en nuestra Historia, e identificarse con los valores, idiosincracia y tradiciones del Pueblo Argentino. Preservarlos y respetarlos es un deber del Estado.

Sólo la sensibilidad ante lo Trascendente brinda profundidad y sentido de Destino a todos los actos humanos, sean éstos individuales o colectivos.

La Ética del trabajo

Todo ciudadano debe aportar el fruto de su trabajo productivo a la Comunidad, sea éste trabajo físico, intelectual o espiritual.

La Ética Pública debe garantizar que a nadie le falte lo mínimo, por más rudimentario que sea el trabajo que aporte a la sociedad, al tiempo que tampoco nadie debe verse limitado en su capacidad de desarrollo y merecida recompensa.

Toda persona con capacidad laboral deberá aportar trabajo útil, incluso quienes se encuentren privados de su libertad en el Sistema Penintenciario.

Los únicos que deben quedar exceptuados de este requerimiento de trabajar y aportar algo útil a la sociedad son: los niños y discapacitados para quienes la familia o el Estado (en caso de que la familia no pueda hacerlo) proveerá; y los ancianos y jubilados quienes, habiendo cumplido con su ciclo de trabajo, podrán disfrutar de un merecido descanso al final de sus vidas, según planes de retiro debidamente estructurados, supervisados y garantidos.

Se debe considerar ilegal e inmoral vivir sin aportar trabajo a la comunidad, sea a través del mecanismo que sea: cobrando usura sobre dinero prestado, ejerciendo especulaciones, comercios y actividades ilegales e ilegítimas (desdel el narcotráfico y la prostitución hasta la pornografía, los juegos de azar y el abuso de la credulidad de los segmentos más pobres de la población por parte de sectas y embaucadores de diversa índole).

Un pilar fundamental de toda Ética Pública lo conforma la prohibición absoluta de extraer ingresos de la Economía del Trabajo y la Producción a través de la Usura, la Especulación y el Interés sobre el dinero.

Soberanía Personal

Argentina sólo podrá recuperar su Soberanía Nacional una vez que cada uno de sus cuidadanos hayan logrado su soberanía personal. Esa auténtica soberanía empieza viviendo en nuestras vidas las siguientes virtudes:

disciplina

honor

libertad

valentía

solidaridad

lealtad

perseverancia
verdad
trabajo

Promueve las virtudes individuales como manera de sanear el alma nacional hoy tremendamente enferma al haberse alejado del Sentido Común y el Orden Natural. Una Nación esppiritualmente fuerte y sana sólo puede serlo si su población también lo es. Funsamentalmente, sus dirigentes deben serlo. Impulsando una Justicia independiente y creíble que vele por los derechos del Pueblo Trabajador, defendiéndolo del Terrorismo Financiero y los ladrones de guante blanco que atentan contra la Nación, la Constitución, la Fe Pública y la Administración Pública.

Para superar nuestra actual decadencia, la Argentina debe hacer exactamente lo contrario a lo que nuestros enemigos quieren que hagamos.

Ordenamiento Jerárquico –

El Estado Nacional Soberano velará por que se cumpla y mantenga el siguiente ordenamiento de prioridades para garantizar el Bien Público:

  • Las Finanzas (Moneda Soberana, sistema bancario, el “mundo virtual” del dinero, crédito, deuda, acciones, inversiones, etc) deben quedar subordinadas a la Economía Real (Trabajo, Producción, Crecimiento, Creatividad; tanto privada como pública); a su vez,
  • La Economía Real debe quedar subordinada a la Política de Estado (instrumentada según un Proyecto Nacional centrado en promover el Bien Común dentro del territorio nacional y defender el Interés Nacional ante crecientes amenazas externas e internas); a su vez,
  • La Política debe quedar subordinada a la Cultura (según las tradiciones, valores e historia nacionales, nutridas de nuestras raíces históricas cristianas, occidentales y americanas; y la hermandad que une a todas las naciones de Centro y Sud América, todas agredidas y amenazadas por los mismos adversario globales, tanto públicos como privados); a su vez,
  • La Cultura debe quedar subordinada a lo que describimos como el ámbito de lo Trascendente (o sea, el Orden Cósmico Superior; Dios según las grandes religiones; el “sentido de la vida”).

Soberanía Personal

Argentina sólo podrá recuperar su Soberanía Nacional, una vez que cada uno de sus ciudadanos hayan logrado su Soberanía Personal  y Valores y Tradiciones.  En su espléndida obra “Las Nueve Nobles Virtudes”, el autor argentino Dénes Martos nos explica que esa auténtica soberanía empieza viviendo en nuestra vidas el HONOR, la VERDAD, la LEALTAD, la DISCIPLINA, la PERSEVERANCIA, el TRABAJO, la LIBERTAD, la VALENTIA y la SOLIDARIDAD:

http://www.denesmartos.com.ar/03_Libros/NueveNoblesVirtudes/NueveNoblesVirtudes.html

Junto con el trabajo de Dénes Martos, vea – aunque más no sea la primera parte – esta espléndida Conferencia del jóven colombiano de ascendencia japonesa, Yokoi Kenji Díaz: http://www.youtube.com/watch?v=QcTDfA5lfao&feature=player_embedded

 

La Justicia

  • Porqué no funciona la Justicia – Nuestra actual Argentina Colonia carece de una Justicia independiente y creíble.  Ello no debe sorprendernos, por cuanto una nación no puede haber una Justicia Independiente si toda la nación en sí es dependiente.  Esto es uno de los tantos resultados perversos de que hoy el Estado se haya erosionado a un Ente de Administración Colonial.  La Justicia es una de las ramas formales de ese Estado Colonial.
  • Reforma integral – Nuestros códigos de leyes han llegado a un nivel de confusión y desprolijidad caótico, que resultan inconsistente – a menudo contradictorios – entre sí y con diversas leyes provinciales, ordenanzas municipales, reglamentos y resoluciones de diversos entes de contralor, etc.  Se torna necesario impulsar una revisión integral de todo el sistema de leyes del país con el objetivo de simplificarlo, hacerlo más consistente y, por sobre todo, más justo.
  • Cumplimiento de la Ley:Impulsar la doctrina de aplicación real y fehaciente de la legislación vigente, por cuanto el principal problema jurídico de la Argentina no radica tanto en la calidad de sus leyes, sino en el hecho de que las mismas no se aplican ni se cumplen correctamente, empezando por la propia Constitución Nacional.   El poderoso sabe que puede burlarla todas nuestras leyes, al tiempo que un pobre hambriento queda arrestado por robar un poco de pan.  Esta impunidad total es la que permite que escándalos que hemos vivido a lo largo de casi treinta años de “democracia” permanezcan impunes.  Explica los robos y desfalcos emblemáticos perpetrados por Menem, Korach, Cavallo, Alsogaray, Mazzorín, Kirchner, DeVido, Boudou, Jaime, Bonafini, Shocklender; los “sobres del senado” y el generalizado y por demás obvio enriquecimiento ilícito de nuestros presidentes, ministros, gobernadores, intendentes y sindicalistas.
  • Juicio a los Políticos:
    • El Pueblo Argentino clama por que se lleve a cabo un amplio juicio contra los políticos directamente responsables de nuestra decadencia y postración a lo largo de casi treinta años de “democracia”.
    • Tendrá un efecto sumamente saludable que se capture y juzgue a personajes como Domingo Cavallo, Daniel Marx, Carlos Menem, Fernando de la Rúa, Eduardo Duhalde, Cristina y Néstor (posmortem?) Kirchner, Julio DeVido, Jaime, Felisa Micelli, Roberto Lavagna (la lista es larguísima), que no sólo dañaron al país sino que se enriquecieron vilmente en el proceso.
    • Ello servirá de aviso para que, de ahora en más, todo ciudadano que se “dedique a la política” sepa que si roba va a terminar preso.  Se lograría el mismo efecto positivo que tuvieron los juicios a los militares golpistas del ’76, para que se sepa que el pueblo no tolerará ya más golpes de Estado.  Lo mismo con los políticos: que sepan que el pueblo no tolerará más robos y fraudes.  
  • Terrorismo Económico-Financiero: Tipificar jurídicamente el delito de “Terrorismo Económico y Financiero”. En lo penal, debe orientarse a penalizar y eficientizar el combate de los delitos económicos tales como los vaciamientos de empresas, las quiebras fraudulentas, los delitos bancarios, la evasión tributaria y previsional por parte de poderosos y “amigos del régimen”, y el uso de testaferros como en el caso Ciccone/Amado Boudou, o Eskenazi (banquero de los Kirchner).  Se habrá de ampliar la legislación que combate la subversión económica, recuperando la derogada Ley Antisubversiva No. 20.840, sancionada en Sept. 1974, en sus artículos 6, 7, 8 y 9 de “terrorismo económico”.
  • Crímenes de “guante blanco”: Instalar el concepto de que a las cárceles ya no sólo irán los delincuentes menores ––a menudo personas que se han visto excluidas del sistema económico– sino, muy especialmente, también los delincuentes que atentan contra la Nación, contra la Constitución, la Fe Pública y la Administración Pública.
  • Régimen de propiedad: Garantizar la propiedad privada y su usufructo, no permitiendo su uso con fines antisociales o contrarios al Bien Común.  Conceptualmente, derogar el Impuesto a los Bienes Personales de neto corte colectivista pues, proyectado en el tiempo, termina confiscando toda la propiedad de los ciudadanos.
  • Delitos económicos: Declarar la imprescriptibilidad de los delitos económicos, de la misma forma que lo son en la actualidad los crímenes de lesa humanidad.  Actualmente, ello incluye a casos resonantes como los de IBM-Banco Nación (Aldo Dadone), IBM-Ansses, Créditos al Grupo Yoma (Menem), Sobornos en el Senado (Santibañez, Cantorero, De la Rúa), IBMDGI (Ricardo Cossio del entorno Cavallo y el ex-presidente de IBM Ricardo Martorana), Contratos PAMI (Victor Alderete, Menem), enriquecimiento ilícito de Néstor Kirchner, Cristina Fernandez y otros funcionarios de gobierno (recientemente sobreseído por jueces adictos al poder), cuentas de Menem en Suiza, expatriación desde 1993 de los Fondos Públicos de Santa Cruz por Néstor Kirchner (ver link más abajo sobre el escándalo de estos fondos públicos santacruceños robados por el matrimonio Kirchner desde hace casi veinte años), entre otros.  A estos casos se les ha allanado el camino para una pronta prescripción según la ley 25.990 sancionada por el Congreso el 16 de diciembre de 2004 promulgada por Néstor Kirchner el 10 de enero de 2005, que operan como una auto-amnistía a todas las mafias políticas que operan en el país, incluidos los máximos dirigentes del Gobierno Kirchner.
  • Responsabilidad política y económica: Adoptar y adecuar el antiguo modelo del “Juicio de Residencia”, mediante el cual se evalúa el desempeño y evolución patrimonial de todo funcionario público en su paso por las estructuras del Estado.
  • Responsabilidad de los jueces: Responsabilizar personalmente a todo magistrado que libere negligentemente a procesados que luego incurran en nuevos delitos.  Especial condena recibirán todos los responsables de las organizaciones cuasidelictivas “La Cámpora” y el “Vatayón Militante” que imponen los peores delitos desde los resortes de poder del Estado.

Sistema Educativo y Medios Públicos

Promover las virtudes individuales como manera de sanear el alma nacional hoy tremendamente enfermo al haberse alejado del Sentido Común yu el Orden Natural.  Una Nación espiritualmente fuerte y sana sólo puede serlo si su población también lo es.   Fundamentalmente, sus dirigentes deben serlo.  Al estar todo subordinado al poder desfachatado de dinero, ello ha llevado a que los peores elementos se encumbran en los resortes del Estado, en la política, y en los multimedios de comunicación social.

Metodología de Acción Psicológica en los Medios: Ver artículo: “Guía de George Orwell para entender las noticias en Occidente” – Link: http://actualidad.rt.com/expertos/salbuchi/view/38221-Gu%C3%ADa-de-George-Orwell-para-entender-noticias-en-Occidente

Metodología de Ataques de “Bandera Falsa”; Ver artículo: “Infierno en las torres: falsas banderas y terrorismo” http://actualidad.rt.com/expertos/salbuchi/view/41534-Infierno-en-torres%2C-falsas-banderas-y-terrorismo